Consejos para elegir el mejor vino para tu cena

Los expertos (y los que no lo son) dicen que la cena sabe mejor cuando se acompaña de un buen vino.

Nosotros no nos consideramos unos expertos en cenas pero sí que tenemos unos añitos de experiencia (¡40 nada menos!) en hacer vinos y hoy, desde Vinshtag, te vamos a proponer las mejores variedades de vinos para esa cena romántica o con amigos dependiendo de lo que vayáis a comer.

Mariscos Y Pescados

Los mariscos, si son de calidad, son uno de los mejores manjares de la naturaleza y como tales, necesitan un vino a su altura.

Lo más importante en estos casos es que el vino tenga una elevada acidez y que sea fresco, como lo son las variedades Riesling, Chablis, Chenin Blanc, Verdicchio y Vermentino.

En cuanto a pescados lo normal es acompañarlo de vino blanco aunque no necesariamente. Por ejemplo, si hablamos específicamente de unos de los pescados de moda, el salmón, podemos utilizar un vino tinto Pinot Noir por su sabor equilibrado y suave.

Otra opción para quien prefiera un vino blanco sería un Sauvignon Blanc por su sabor ligero, refrescante y de acidez equilibrada, el cual va muy bien para acompañar Sushi también.

Una última opción podría ser un Zinfandel ligeramente afrutado por su fácil maridaje.

Nosotros no podemos sino recomendar un Vinshtag Sauvignon Blanc con DO Rueda de 2011.

Paréntesis: Por si no lo sabías, Rueda es la región líder en España de vinos Sauvignon Blanc así que ya sabes ;)

Carnes

Hay un dicho que dice que con un buen plato de carne, siempre se ha de servir un buen vino. Nosotros estamos 100% de acuerdo con esta afirmación y por ello, te vamos a recomendar los vinos que mejor encajarán para una buena carne asada.

Por ejemplo, un Cabernet Sauvignon combina muy bien por su sabor inigualable, aunque un Pinot Noir, un Merlot o un Malbec son otros vinos que podrían encajar perfectamente.

Nuestra recomendación no podría ser otra que nuestro Vinshtag Cabernet Sauvignon de 2016.

Postres

Hay mucha gente que no lo sabe, pero el postre también se acompaña con vino. Dependiendo de lo que vayas a tomar, deberemos elegir un vino u otro.

Si son postres con regustos a vainilla o con bases como mantequilla o natillas, la mejor elección será un Riesling o un Asti. S

Si nuestro postre tiene chocolate, la elección principal siempre será un vino de Oporto, aunque también puede ir acompañado por una Pinot Noir o un Shiraz.

Por último, para cualquier postre podemos utilizar Cava, Champagne o Prosecco, ya que son variedades que combinan perfectamente con cualquier tipo de postre.

Nuestra recomendación es un magnífico Vinshtag Pinot Noir 2015 que convertirá tus postres en una delicia al alcance de pocos.

Pasta

El vino también se puede combinar con la pasta aunque no es nada fácil, ya que todo dependerá depende de la salsa que lleve el plato.

Si el plato está aderezado con salsa Alfredo, nuestra recomendación será un Pinot Blanc ya que es un vino fresco y liviano que equilibra lo pesado de la salsa.

Si estamos incorporando salsas con carnes rojas, como puede ser una salsa a la Boloñesa, podemos acompañar nuestro plato con un Zinfandel o con un Barolo.

Por último, si nuestra salsa es con tomate, deberíamos de utilizar vinos dulces pensados para postres como son los Dolcetto o los Sangiovese.

Ahora ya no tenéis excusa para ser el mejor anfitrión (y probablemente el más entendido en vinos) y sorprender a vuestros invitados mejorando el sabor de todas y cada una de vuestras comidas.

Leave a comment

All comments are moderated before being published